Albert Sabater Pla

Inicio    Biografía    Novelas    Artículos    Comprar   Contacto

Albert Sabater Pla

Sígueme en la
s redes sociales
  


   









Si la fe mueve montaĖas, los "Jordis" conciencias.






Si como dicen la fe mueve montaĖas, los “Jordis” mueven conciencias.

Durante aĖos han movilizado de forma pacífica a miles y miles de personas que se han unido por un motivo común: La independencia de Catalunya.
Según parece, para el estado espaĖol este poder de movilización es una amenaza directa para la unidad de EspaĖa. Una unidad que con cada decisión judicial parece mas y mas resquebrajada.

La justificación del juez del Tribunal Supremo se argumenta en una “explosión de violencia”. Explosión que cuesta reconocer en los acusados dada su trayectoria pacífica. En ninguna concentración, en ninguna de las manifestaciones  ha habido violencia, ni tampoco se ha llamado nunca a la población a que esta supuesta violencia se llevara a cabo.

Las razones de mantener al “Conseller” de interior Joaquim Forn parecen ser distintas. Estoy convencido que para la justicia espaĖola, los Mossos dęEsquadra formaban parte del engranaje de la sedición con lo que se vincula a la policía en el proceso de independencia, naturalmente bajo el mando y/o organización del Conseller Forn. ņTeoría conspiratoria?

Sean cuales sean las razones verdaderas para mantenerlos encarcelados lo que es indudable es que tanto a ellos como a los que ya se ha liberado se les ha coartado la libertad de libre palabra para defender sus ideas políticas, lo que vulnera indudablemente los derechos fundamentales para que puedan presentarse como candidatos en las elecciones del próximo 21 de diciembre.

Las evidencias de que el estado espaĖol teme perder estas elecciones y está usando todo lo que tiene a mano con el fin de que no se desarrollen con la normalidad habitual, es mas que evidente. Puede que mantener a los que supone “el estado mayor” del independentismo sea una de sus estrategias. Muerto el perro se acabó la rabia, dirán algunos, pero una vez mas olvidan que esto no empezó con los políticos, ni siquiera con los “jordis”. Esto, el movimiento independentista, nació del pueblo, por el pueblo y para el pueblo, como se supone que debería ser toda democracia.

La única solución para terminar con el aquelarre que significa pertenecer a un país fallido económicamente, democráticamente y socialmente es la separación del mismo.
Si Catalunya no quiere sucumbir debe tomar su propio camino, la reconciliación es inviable tras todos los acontecimientos protagonizados por un estado opresor contra Catalunya.

Si la fe mueve montaĖas, los "Jordis" mueven conciencias, y eso es lo que al gobierno de Rajoy no le gusta: Que haya conciencias, pensamientos diferentes al suyo. Diferentes al de la unidad de EspaĖa.